DÍA 6 – Diario de Grabación

Tras el fin de semana de descanso, en el que aprovechamos para disfrutar del conciertazo de Barricada en Ribaforada, hoy nos hemos despertado con las pilas recargadas, con ganas de seguir dándole cuerpo a este disco que estamos preparando.

Al llegar al estudio ya estaban allí Félix y Cris, que llegaban directos desde Alagón. Necesitábamos a Cris a nuestro lado, la necesitábamos para estar el equipo completo y para bañarnos en su luz, en su sonrisa y en su buen rollo permanente. Hoy seguíamos con las guitarras, hoy le tocaba a Félix e Isabel, hoy las canciones iban a dar un importante paso. Y así ha sido.

A primera hora de la mañana se ha pasado Alfredo para prestarnos su preciosa Gibson SG Custom (la misma con la que se hizo la gira “Otra Noche Sin Dormir”), la guitarra con la que iban a grabar los temas Isabel y Félix.

El primero en empezar ha sido Félix, con la emoción del que sabe que está haciendo algo importante. Siempre concentrado, siempre resolviendo con precisión cada riff, cada pall mute. Félix es la energía del rocanrol, la esencia pura, y hoy esa esencia se ha destapado para impregnar cada una de las canciones que han ido cayendo. Iker ha querido que fuesen alternándose las líneas de guitarra para ir dejando cada canción terminada. Así que sobre la pista grabada por Miguel, iban paseando sus guitarras, primero Félix y acto seguido Isabel.

Hace tiempo que Isabel aparcó su timidez para vestirse de rock y pintarse los labios con la insolencia del que no tiene nada que perder. Ella es la compañera, la hermana, que crece en cuanto suena su voz, pero también en cuanto suena su guitarra. Porque ella apunta y dispara de forma certera, con la dureza de la Insolenzia, lejos de la delicadeza que podría suponerse al ver su cuerpo menudo y siempre sugerente. Ella es así, rabia y caricia, beso y puñetazo, sensualidad e insolencia.

A media mañana ha aparecido en el estudio nuestro técnico de directo, el gran Jorge “Coco”, alguien que nos conoce muy bien, que lleva muchos años a nuestro lado, y que cada vez se muestra más feliz con nosotros. Sus ojos han brillado con las nuevas canciones, intuye que llega algo grande.

En nuestro parque okupado hemos llenado la mesa con ensalada de arroz y embutidos varios. El Coco de invitado de lujo y el Iker a tomarse el carajillo con nosotros. Somos de respetar las buenas costumbres.

Y a la tarde han seguido sonando las guitarras de Félix y de Isabel. Al final han dejado completamente terminadas cinco canciones cada uno, cinco canciones a las que ya casi no les falta casi nada, cinco canciones que esperan con los brazos abiertos la llegada de las voces.

Félix también ha grabado una intro en plan tranqui con una Telecaster. Así es nuestro Félix, ruge cuando hay que rugir y susurra cuando hay que susurrar. Siempre vestido de rocanrol y con las manos vibrando por los callos del camino, esos que solo salen de tantos años de carretera, de tantos esfuerzos, de tantas batallas perdidas… Ahora las cartas han cambiado, pintan bastos en Insolenzia.

Y entre unas cosas y otras, de Félix a Isabel y de Isabel a Félix, se ha terminado la jornada de grabación, el Iker se ha quedado contento con el trabajo realizado y ya tenemos la vista puesta en mañana. Por la mañana continuarán esa pareja tan resultona que tenemos en Insolenzia, y por la tarde Miguel de nuevo disfrutará y nos hará disfrutar con su magia. Qué ganas de seguir avanzando. Vamos!!!

Hasta mañana sinvergüenzas, soñad con algo prohibido.

DSC_0331DSC_0298DSC_0320DSC_0304DSC_0326DSC_0314